sábado, 26 de febrero de 2011

Oscos

Leche: Vaca
Tipo: Pasta semi blanda, corteza natural
Materia Grasa: 50%
Maduración: 8 días
Aspereza: Suave
Vino: Gran Caus Extra Brut Rosado o L'O de l'Origan Brut Nature
País de origen: España
Región: Asturias
Notas: En Grandes de Salime se estableció hace ya bastante tiempo una quesería -Lácteos Monteverde- que elabora varios productos, entre los que destaca el queso de Oscos. Esta variedad viene mencionada en los libros medievales del monasterio benedictino de Villanueva de Oscos. Así, siguiendo tales pasos, se recupera un producto tradicional que había desaparecido. La gran aceptación de este queso y su buena comercialización propiciaron un notable incrementó de la producción, con lo que los métodos puramente artesanales dejaron paso a un proceso más industrializado que permitiera aumentar la producción y extremar las medidas de higiene.
El queso de Oscos, es un queso elaborado con leche cruda de vaca, blando a semi blando, de pasta consistente y firme, con algún pequeño ojo, mecánico. El aspecto al corte es limpio, sin grietas ni cortaduras. La textura es consistente, con un color claro ligeramente amarillento. El aroma es suave, preciso, muy elaborado. Su corteza es firme y amarillenta. : El sabor es suave, mantecoso, refinado, se deja degustar con gran facilidad, sin contrastes. Se comercializa en formato cilíndrico, de barra y tetilla, con un peso de 400 gramos el de forma cilíndrica. El de barra es mayor, de 3 kilos.
Este queso se elabora con leche de vaca, mezclada con fermentos líquidos. Se cuaja a una temperatura de unos 34°, con el añadido de cuajo industrial, durante unos 40 minutos. Después se corta la cuajada con liras al tamaño de guisante y se lava la pasta con agua caliente para que el grano gane en consistencia. El desuerado se completa en moldes de plástico. Este queso se prensa en maquinaria hidráulica durante una hora, volteándose el queso para proseguir el prensado todavía media hora más. Después se salazona en salmuera durante un día, si bien existe una variedad que no necesita sal. Finalmente, madura 8 días en cámaras al uso. El queso en barra se envasa al vacío, mientras que el cilíndrico se parafina en rojo y se envuelve en papel de celofán.
Existe una variedad denominada "queso de pasta de Oscos" que, manteniendo el mismo método de elaboración e idénticas características, únicamente varía en la forma y peso, pues se comercializa con forma de tetilla o cilíndrico y entre 1 y 1,2 kilos.
La calidad de la leche utilizada para elaborar el queso de Oscos permite conseguir un producto que bien curado y madurado alcanza una gran calidad gastronómica. Además de la compañía del vino, se aconseja combinar este queso con bruts elaborados con uvas de las variedades Chardonay y Pinot Noir.
Fuente: Sociedad Regional de Turismo del Principado de Asturias.

No hay comentarios: