domingo, 10 de abril de 2011

Montsec (Benabarre)

Leche: Cabra
Tipo: Pasta blanda, corteza ligeramente florecida
Materia Grasa: 48%-54%
Maduración: 4-5 meses
Aspereza: Fuerte
Vino: Enate Reserva Especial 1995 Saura o Care Chardonnay blanco (Cariñena)
País de origen: España
Región: Huesca (Aragón)
Notas: Este queso lo elaboran Maria Pilar Marqués Costa y Juan José Baró Fort, hijos y nietos de agricultores y ganaderos de Benabarre en la comarca de la Ribagorza. En el año 1981 iniciaron su actividad en el sector primario con treinta y tres cabras de raza lechera que poco a poco fue aumentando.
En el año 1994, empezaron a elaborar con su propia leche el queso de cabra.
A la hora de decidir qué tipo de queso y formato iban a hacer, se decidieron por el más laborioso, un queso donde el corte de la cuajada, el moldeado con una gasa de algodón y la prensa se hacen totalmente a mano y pueden decir muy orgullosamente, hoy por hoy, que es el único queso de Aragón que se elabora totalmente a mano o sea artesanalmente.
Al estar Benabarre situado a los pies de los Pirineos y rodeado por el Montsec y la Sierra de Guara, la alimentación natural que comen las cabras le da un sabor especial a la leche utilizada para elaborar este queso singular.
El Montsec debe su nombre a la Sierra del Montsec cercana a la granja, es un queso curado de leche pasteurizada de cabra, de coagulación mixta, textura cremosa y pasta blanda de un color blanco puro característico de los quesos de leche de cabra, antes de la maduración se lava con salmuera. El Montsec madura en cámaras climatizadas durante 4-5 meses durante los cuales desarrolla una casí imperceptible corteza ligeramente florecida.
Por su aspecto blanco el Montsec parece un queso fresco casi inofensivo, incluso su forma, nos hace creer que se trata de una barra láctica, pero nada más lejos de la realidad, este queso sorprende por su sabor fuerte, salado y ligeramente acido, con un final levemente picante, es un queso con personalidad propia, de gusto recuerda algo a los quesos azules.
Mientras hablaba con el quesero Juan José en una feria de quesos, donde ofrecía una degustación de varios de sus quesos en pequeños dados entre ellos el Montsec, algunos niños se acercaban alargaban sus manos atraídos por el aspecto y color del queso, para ponérselo en la boca inmediatamente, José interrumpía nuestra conversación y enseguida daba el aviso, ¡cuidado! que es fuerte, los niños atrevidos por naturaleza, lo comían sin hacer caso, al míralos masticar el queso, se veía en su rostro que lamentaban no haber hecho caso al aviso, pero al poco rato volvían a por más. Esa es la moraleja que me quedo de este queso, efectivamente es un sabor que al principio sorprende, pero enseguida te engancha y cuesta dejar de comerlo, su regusto es largo y deja el paladar con un delicioso sabor lechoso y caprino.
Excelente para comer en ensalada de endivias tibias, como ingrediente en platos de carne de ternera, acompañado de vino tinto tipo Chardonnay.
Otro de los quesos que elaboran es el Pirineos.
Este queso ha obtenido diversos premios, entre los más destacados están; el Primer Premio en la categoría "Queso curado de Cabra" Leche Pasteurizada del II Encuentro de quesos de Aragón de los años 2002, 2003, y 2005. Medalla de Plata en el concurso artesano del Pirineo de los años 2000, 2001 y 2002.

No hay comentarios: