miércoles, 7 de octubre de 2015

Pastarou des Cabasses

Leche: Oveja
Tipo: Pasta semi-dura, prensada, sin cocer, corteza lavada
Materia Grasa: 45%
Maduración: A partir de 8 semanas
Aspereza: Media
Vino: Château Cler Milon (D.O. Pauillac)
País de origen: Francia
Región: Occitania
Notas: El Pastarou des Cabasses es un queso artesano elaborado con leche cruda de oveja es una pasta prensada no cocida. Es una creación de la quesería de Cabasses, en el corazón del parque natural de Causses en Aveyron.
El Aveyron produce principalmente quesos de oveja, y allí podemos encontrar muchos tommes así como el Lou Rocaillou o el Pérail. El Pastarou no es una excepción a esta regla, pero tiene una característica adicional: su textura es perfecta para consumirlo fundido en una raclette. ¡Es algo raro para este tipo de quesos!
En 1982, Rosine y Jean-Franþois Dombre deciden rescatar unas tierras situadas en el corazón de los grandes Causses que estuvieron abandonadas desde la Primera Guerra Mundial. Instalan su granja y optan por utilizar el nombre de Cabasses en referencia a estos jóvenes que van a regenerar un viejo Castañedo de modo que nunca muera. Todos sus quesos se hacen con leche cruda de oveja y el Pérail es su producto estrella. Hoy es su hija, Jean-François quien luchar por el reconocimiento del Pérail como un queso con AOC (Appellation d'origine contrôlée, traducido "denominación de origen controlada") ya que él es la presidenta de la Asociación Pérail.
Esta generosa tomme de oveja aveyronesa ofrece una pasta de color marfil densa y suave, marcada con finas aperturas. Su textura es suave y dulce, y podemos encontrar las características notas florales de los tommes de esta región. Su olor es bastante afrutado. En la boca no es fuerte, como podrían ser otros quesos de la zona. La corteza es de color marrón anaranjado, ligeramente húmeda.
Se saborea preferentemente fundido en una raclette acompañada de patatas y de embutidos, pero también tiene sitio en una tabla de quesos.
Con un sabor bastante ligero, este queso deja suficiente espacio para un vino tinto marcado lo suficiente para expresarse, como Margaux, Pauillac o Saint Julien. Este es uno de los pocos quesos que se adapta muy bien a este tipo de vinos tintos.