lunes, 7 de diciembre de 2015

Wicklow Blue

Leche: Vaca
Tipo: Pasta blanda, azul, corteza enmohecida
Materia Grasa: 55-60%
Maduración: De 3 a 8 semanas
Aspereza: Suave a media
Vino: Amontillado Napoleón (D.O. Jerez-Manzanilla)
País de origen: Irlanda
Región: Condado de Wicklow
Notas: El Wicklow Blue es un queso elaborado por John y Bernie Hempenstall en su granja Wicklow Farmhouse Cheese, una empresa familiar fundada en el año 2005. La granja de la familia Hempenstall se encuentra entre la Colina de Croghan y el Mar de Irlanda en Arklow, Condado de Wicklow a sólo 2 km de la costa este. Está zona es conocida como el "Jardín de Irlanda" un paraíso que está rodeado de montañas salvajes y valles espectaculares. Las montañas de Wicklow ofrecen un vasto panorama de picos escarpados, mantos de turba, antiguas carreteras militares, pueblos desiertos, brezo violeta y lagos en circos glaciares. En estos montes se ocultaron una vez los rebeldes irlandeses. Aquí vierten las poderosas cascadas de Powerscourt y Glenmacnass. Y aquí es donde la familia de John ha estado cultivando sus tierras como agricultores durante generaciones.
El queso toma su nombre del Condado de Wicklow, donde se encuentra la granja que lo fabrica.
El Wickow Blue es un suave queso azul de corteza enmohecida elaborado con leche pasteurizada de vaca y cuajo vegetariano. Utilizan la leche de su propio rebaño de 60 vacas Friesian para elaborar este delicioso queso cremoso.
Se trata de un queso hecho al estilo de un brie azul, y no es muy distinto al Bleu de Bresse francés, aunque el Wicklow Blue es más firme y de sabor más crujiente. El alto contenido de nata del queso facilita en cierta manera el desarrollo de su corteza blanca y aterciopelada que no es amarga pero que si tiene con un toque subyacente de amoníaco, que huele a setas frescas aromáticas y que equilibran la cremosidad de la pasta que de color amarillo, de textura blanda salpicada de vetas de moho azul que le proporcional un contraste crujiente al conjunto del queso, con un final ligeramente salado. Aún qué el sabor azul es muy accesible y discreto y no es dominante.
La impresión general es la de una mantequilla batida con una crema blanca de setas.
El Wicklow Blue es ideal untado sobre una rebanada de pan crujiente acompañado con nueces, o en sopas, patatas asadas, salsas para verduras y rellenos. Combina de maravilla con vinos dulces tipo Oporto o Jerez.