miércoles, 14 de septiembre de 2016

Chèvre À Ma Manière

Leche: Cabra
Tipo: Pasta blanda, corteza florecida
Materia Grasa: 45%
Maduración: 2 semanas
Aspereza: Suave
Vino: Clos de la Coulée de Serrant (D.O. Loira)
País de origen: Canadá
Región: Quebec
Notas: Queso artesano de granja, hecho de manera tradicional a partir de leche pasteurizada cabra y coagulación láctica por Simon Hamel de L’Atelier Fromagerie en Sainte-Hélène-de-Chester en el centro de la región de Quebec.
El proyecto de la quesería que se llama simplemente el Taller “Atelier” está dirigido por Simon Hamel, que es el propietario, el quesero, y todo lo demás. Después de quince años de experiencia como fabricante de queso en Quebec y Francia, se presenta la oportunidad para desarrollar su propia gama de quesos. El nombre de la empresa representa, el amor por la materia prima, la leche, el respeto a la labor realizada por la mano del hombre a escala humana.
Mi primera impresión al ver el Chèvre À Ma Manière (cabra a mi manera) es que es muy similar a un Saint-Félicien. Pesa alrededor de 200 gramos, mide 9 cm, de forma redonda, tiene una corteza de moho natural, de color dorado pálido y una pasta blanca muy cremosa llegando a ser fluida. Es un queso bastante joven con una maduración de un par de semanas, mientras que todavía tiene un contenido de humedad del 50%, lo que no le deja tiempo para adoptar el más mínimo rastro de amargura. Tiene un dulzor agradable y equilibrada acidez donde sobresale el gusto de crema y mantequilla, con un grato sabor persistente caprino final.
El Chèvre À Ma Manière tiene una producción muy limitada por lo que puede ser difícil de conseguir. Pero cuidado, cuando lo consiga: su frescura hace que su conservación y su transporte sean bastante difíciles: tan pronto comprado, tan pronto comido, este es el camino a seguir.
Ganador de tres premios Caseus de Quebec.
Es perfecto con pan crujiente acompañado de frutos secos (almendras, nueces) y frutas frescas, como fresas, también combina de forma maravillosa en sopas y salsas en las que le aporta un sabor nuevo e interesante. Lo acompañaremos de un vino blanco con crianza de uvas Chenin Blanc.