sábado, 8 de julio de 2017

Couronne de Touraine

Leche: Cabra
Tipo: Pasta blanda, corteza enmohecida natural con ceniza
Materia Grasa: 45%
Maduración: 1 mes
Aspereza: Media
Vino: Viognier Grès de Trias (I.G.P. Ardèche)
País de origen: Francia
Región: Centro-Valle de Loira
Notas: Touraine, en el corazón de los castillos del Loira. Por todas partes, sus esbeltas siluetas destacan en el paisaje: Touraine concentra en menos de 100 km algunos de los mayores castillos del Valle del Loira. Amboise, Azay-le-Rideau, Chenonceau, Villandry, Clos Lucé, Chinon, Langeais, Loches…  Unos nombres con gran peso en la historia de Francia que nos hablan de sus reyes y de Leonardo da Vinci, de la turbulenta Edad Media y del fastuoso Renacimiento. Pero más allá de estos grandes nombres y castillos, es la región que tiene mayor tradición en la producción de quesos frescos de cabra. Podrá descubrir el hábitat donde las cabras que pastan libremente, disponen de una extraordinaria variedad de flores y hierbas, que dan a su leche un sabor único, y que a su vez se transfiere al queso. Touraine ha sido considerada desde la antigüedad como el reino de las cabras. Las cabras, por tanto, han sido siempre un elemento inminentemente asociado a las gentes del lugar.
Hay tantos excelentes quesos de cabra en Touraine que uno no se imagina ni siquiera tener que buscar otros capaces de rivalizar con todos los grandes y renombrados quesos de aquí como el Valençay, el Crottin de Chavignol, el Sainte Maure de Touraine, el Selles sur Cher, el Pouligny-Saint-Pierre. Lo que sería un error, porque siempre hay descubrimientos que hacer. Este es el caso de este queso bastante singular que es el Couronne de Touraine, no tan popular, pero igualmente exquisito.
Este queso lo elabora la quesería de la Cloche d'Or (Campana de Oro) en Pont-de-Ruan una población francesa, situada en Touraine en el Valle de Loira.
Desde hace casi un siglo, en el corazón de la Touraine la quesería de la Cloche d'Or perpetúa la tradición del auténtico buen hacer queso.
La Couronne de Touraine rinde homenaje una tradición arraigada de la cría cabras en la región, desde hace varios siglos. Esta tradición nace de las invasiones árabes (moros y sarracenos), que tras sus derrotas habrían aprendido a fabricar queso de cabras locales. ¡Desde entonces, la tradición se ha perpetuado!
La Couronne de Touraine es un queso elaborado con leche cruda y entera de cabra y forma de disco perforado en su centro y la superficie de ceniza.
Único por su forma, que de hecho es la de una corona, con su disco de una decena de centímetros perforado en su centro con un agujero, que lo hace parecerse a una rosquilla o donut. Único también por su aspecto, presenta una corteza rugosa de color gris azulado producido por mohos naturales. Único también y sobre todo por su pasta, untuosa a desear, por su sabor cremoso y por sus aromas, delicadamente herbáceos, que lo convierten en una verdadera golosina de placer.
Por su forma singular puede ser un componente atractivo en una tabla de quesos. También se emplea en las ensaladas o a la parrilla sobre pan crujiente.
Evidentemente, un vino blanco seco de Touraine es perfecto con este queso. Pero puedes probar también un viognier de la Ardèche: no estría mal tampoco.

No hay comentarios: