lunes, 13 de noviembre de 2017

Origen

Leche: Vaca
Tipo: Pasta semi-blanda, corteza natural lavada
Materia Grasa: No definido
Maduración: 90 días
Aspereza: Media
Vino: Corias Guilfa Blanco (D.O. Cangas)
País de origen: España
Región: Asturias
Notas: Este queso lo elabora David Fernández en la Quesería Artesanal Lazana  situada en el lugar de Lazana, una aldea de Asturias en el concejo de Las Regueras de gran tradición de ganado vacuno lácteo.
Desde el año 2010, David Fernández un leonés afincado en Tuernes, que aprendió el oficio en Francia y que contó con el asesoramiento del maestro quesero José Luis Martín, retomo la actividad de una pequeña quesería tradicional, con la ilusión de crear productos diferentes, originales y auténticos, con materias primas de la mejor calidad. Creando una empresa sostenible y fomentando el desarrollo rural, respetando el entorno. Sus productos gozan de un gran prestigio, gracias a lo cual hoy vemos sus quesos en muchas tiendas gourmet.
Origen es el nombre que David Fernández le ha dado a su última creación que se presentó en 2016, un queso artesanal de leche cruda de vaca y corteza natural lavada con paños de agua y sal. Un queso que sorprende por su gran tamaño, no es frecuente ver un queso de corteza lavada tan grande, puesto que tiene cerca de 50 centímetros de diámetro y unos 5 de altura, y pesa aproximadamente 5 kilogramos, se moldea manualmente, y tiene 90 días de maduración.
Al corte presenta un color amarillento que se intensifica en primavera-verano, debido a los pastos que sirven como alimento principal del ganado. Su textura es semiblanda, con algunos ojos de pequeño tamaño y repartidos irregularmente. Sabor intenso y persistente. Al principio se percibe una acidez muy elegante y unas notas dulces de nata y mantequilla cruda exquisitas. Predominan los aromas lácteos y herbáceos muy bien conjuntados con sutiles aromas animales y de fermentación.
El regusto es muy agradable con recuerdos a avellanas secas y acompañado de las notas persistentes de mantequilla.
La corteza es perfectamente comestible y refuerza el sabor final con notas fúngicas, ligeramente amargas y de especias (pimienta). Posee una buena mantecosidad, adhesividad de tipo medio y buena solubilidad.
Intensidad media, se intensifica con el tiempo. Olor láctico (nata y mantequilla cruda) y vegetal (heno y hierba fresca). Notas animales muy bien integradas en su conjunto. Su corteza desprende un olor fúngico y terroso (setas y tierra húmeda). El final es largo y persistente, pero muy sutil, elegante y fino.
El Origen puede recordar ligeramente al famoso queso francés Reblochon.
El nombre del queso hace referencia al regreso a los sabores de siempre, a lo primitivo, a Asturias. Un regreso al Origen.
La Quesería Artesanal Lazana ha obtenido numerosos premios por sus quesos, el Origen en concreto, consiguió la medalla de bronce en su categoría en los World Cheese Awards 2016 celebrado en San Sebastián.
Si todos los quesos es importante consumirlos a temperatura ambiente, en este es imprescindible, si quiere saborear toda su fragancia de matices. Una vez llevado a la temperatura adecuada, disfruté de este queso sobre una rebanada de pan crujiente o fundido sobre pasta, verduras o patatas cocidas, con frutas y nueces, para enriquecer sopas y para espesar salsas, y por supuesto en una tabla de quesos. Este queso aprecia preferiblemente un vino blanco seco.
Parte de la fuente: La Esquina de gijón.

No hay comentarios: