lunes, 19 de febrero de 2018

Adoray

Leche: Vaca
Tipo: Pasta blanda, corteza lavada, rodeado con una faja de abeto
Materia Grasa: No definido
Maduración: De 3 a 4 semanas
Aspereza: Media
Vino: Inniskillin Riesling Icewine (D.O. Niagara Península)
País de origen: Canadá
Región: Quebec
Notas: Queso elaborado por la Fromagerie Montebello ubicada en la población del mismo nombre Montebello en el municipio regional del condado de Papineau al oeste de Quebec, Canadá.
Alain Boyer fabricó quesos durante varios años en la Fromagerie de Plaisance, para luego tomar otro camino… sin decir adiós no obstante al oficio. En 2011, las estrellas se realinearon. La Fromagerie Montebello nació en el corazón del Outaouais, para el deleite de los amantes de los quesos que adoptaron con entusiasmo su primer queso: el Tête à Papineau un queso de leche pasteurizada de vaca de pasta semi-dura y corteza lavada.
La quesería no tiene rebaño propio, toda la leche, ya sea de vaca u oveja, utilizada en la fabricación de quesos, se produce en granjas situadas en las proximidades de la quesería. Se trata también de la leche de un solo rebaño.
Todo el espacio disponible se utiliza para la transformación. Desde la recepción de la leche, se procede a la pasteurización, al procesamiento de la cuajada, el moldeo, el salado en salmuera, y a la maduración, en tres salas distintas, y luego el envasado.
El Adoray rinde homenaje a Adorice y Raymond, abuelo y padre respectivamente de Alain Boyer, el quesero artesano de Montebello, que se inspiró en el respeto de la palabra y del valor del trabajo de los dos hombres.
El Adoray, fue creado para destacar el patrimonio legado por las anteriores generaciones de la familia Boyer, y fue presentado al público en el quinto aniversario de la quesería en 2016.
Se trata de un queso de leche pasteurizada de vaca Jersey, fabricado en un estilo similar al suizo Vacherin Mont d'Or, o al francés Vacherin du Haut-Doubs.
El queso se elabora mediante un proceso especial que le da una textura y un sabor únicos en 3 a 4 semanas gracias a una correa de madera de abeto que lo soporta durante su envejecimiento. Esta singularidad hace que la quesería sea un pionero canadiense en este tipo de quesos.
Presenta una corteza florida, áspera y rosada, y el cinturón que lo envuelve le da un sabor a sotobosque muy característico.
En el interior tiene una pasta de color marfil con una textura fluida y pegajosa, sin apenas ojos.
Su aroma, fragante y persistente nos anuncia por adelantado la complejidad de matices con que nos deleitara.
En boca nos ofrece una riqueza de sabores marcados de arbolado y tomillo que le confiere su corteza, junto a notas de mantequilla salada, frutos secos tostados, especias y heno húmedo.
La Fromagerie Montebello recientemente ha llamado la atención de la industria al ganar el premio en el concurso Food Innovation (Innovación Alimentaría) de 2017 en la Categoría Producto lácteo por este nuevo queso Adoray.
Se recomienda consumirlo como una torta, llevándolo a temperatura ambiente, cortando la corteza por arriba con un cuchillo de punta como si quitara una tapadera y accediendo al interior del queso que debería estar cremoso, casi líquido, una vez abierto es importante remover la pasta para que todas las partes, tanto la que está junto a la corteza como la del centro se mezclen bien, así lograremos una pasta homogénea perfecta para untar con pan. Conserve la corteza superior del queso para mejor conservación. También puede servirse entero como plato de queso, con crackers y una buena combinación de fruta, o bien untarse sobre tostaditas y fundirse en el horno. El Adoray se complementa con muchos vinos, incluyendo Pinot Noir, Gewürztraminers, y en especial un vino de hielo Reisling.

No hay comentarios: