sábado, 25 de agosto de 2018

4 Picos

Leche: Cabra
Tipo: Pasta semi-blanda, corteza natural enmohecida
Materia Grasa: No definido
Maduración: Mínimo 2 semanas
Aspereza: Suave a media
Vino: Bassus Finca Casilla Herrera (D.O. Utiel-Requena)
País de origen: España
Región: Requena (Valencia)
Notas: El 4 Picos lo elabora la Granja Artesanal Hoya de Iglesia. La quesería se encuentra al oeste de la Provincia de Valencia, en la llamada plana de Utiel-Requena, una meseta de inviernos fríos y veranos calurosos. En la tranquila pedanía de Los Pedrones, a unos 20 Km de Requena, una zona de gran tradición vinícola, de buenos recursos hidráulicos y de grandes bellezas y contrastes.
Un lugar ideal en plena naturaleza dónde sus cabras crecen fuertes y sanas para darles los mejores productos de la tierra, los quesos artesanales Hoya de la Iglesia.
Hoya de la Iglesia es una empresa familiar especializada en la elaboración de productos lácteos de leche de cabra fundada por Luis Roldán en 1998. La empresa actualmente está operada por sus tres hijos, Luis, Manuel y Nacho. La explotación ha sabido conciliar las pautas de elaboración artesanal y ecológica con la apuesta por unas instalaciones de última generación que garantizan un óptimo proceso de transformación. Esta combinación permite a la granja obtener un ‘queso de pastor’, es decir, un producto natural elaborado a mano, con leche propia y el mismo día del ordeño, que reúne unos parámetros de calidad ampliamente reconocidos.
El 4 Picos es un queso artesano y tradicional que está elaborado con leche pasteurizada de cabra y coagulación enzimática producida por la acción del cuajo hecho con una gasa de algodón en formato servilleta y oreado durante 2 semanas, durante las cuales desarrolla una corteza de color grisáceo con manchas blancas de moho, y las estrías radiadas marcadas, debido al anudado de la tela.
Su pasta es de color blanco puro y semiciega, de textura fina y casi mantecosa, con pocos agujeros en su interior, signo inconfundible en la calidad del queso.
De delicioso sabor suave y limpio, al catarlo casi podemos decir que la leche de cabra se encuentra en nuestra boca, de forma sólida. Si se come con la corteza enmohecida, la cual es comestible, adquiere un ligero sabor picante en la punta de la lengua. Postgusto ligeramente ácido, largo y persistente
Es un queso muy adecuado para los que quieran iniciarse en los quesos de cabra, pues su pasta es suave y cremosa, no llegar a ser excesivamente ácida, pero a su vez tiene un punto que resulta interesante y que también puede complacer a los amantes de los verdaderos caprinos.
Este queso ha obtenido varios premios: generalidad valenciana 2005. Iniciativa joven, Iniciativa rural 2007. En el certamen más prestigioso del mundo, el Word Cheese Awards en la modalidad de tierno cabra 2009 con medalla bronce. Y Word Cheese Awars 2016 con medalla Oro.
Para degustar toda la riqueza de sabores se recomienda el consumo a temperatura ambiente. Una vez llevado a la temperatura adecuada es un excelente queso de mesa, apto para ser consumido después de una comida acompañado de un buen pan. Combina bien con frutos secos crudos (almendras, avellanas) o con fruta fresca semidulce o ligeramente ácida. Se puede tomar incluso frito. En una ensalada también es una opción muy acertada. También es excelente en una tabla de quesos. Ideal para acompañar con una copa de vino tinto joven y a ser posible de y de proximidad.
Este queso lo he adquirido en el Mercado Municipal de La Masuca de Igualada, concretamente en la Xarcuteria Maria Assumpcio.

No hay comentarios: