domingo, 9 de diciembre de 2018

Cuitora

Leche: Vaca
Tipo: Pasta semi-blanda, azul, sin corteza
Materia Grasa: 52%
Maduración: Mínimo 90 días
Aspereza: Media
Vino: Bach Extrísimo Rosado Semi Dulce (D.O. Catalunya)
País de origen: España
Región: Barcelona (Cataluña)
Notas: Este queso es la última creación de una joven pareja de queseros, Frederic Herrero y Tina Bunyol que elaboran sus quesos en la Formatgeria Ancosa ubicada en un entorno rural en La Llacuna un pequeño municipio de Cataluña, perteneciente a la provincia de Barcelona, en la comarca del Anoia.
La quesería nació en Agosto del 2013 con su primer queso llamado Vilademàger, que es el nombre del Castillo de la Llacuna. Se trata de un queso estilo “Serrat de oveja”, que hace referencia al tipo de queso, esto responde al aspecto compacto y cerrado que presenta. Desde entonces han creado varios quesos, entre ellos el Cabana en sus dos versiones, la normal y la ahumada que fue su primer queso de leche de vaca, leche que les suministra Lácteos Foix una explotación familiar ganadera con 90 años de historia ubicada en Torrelles de Foix una población cercana a la quesería, también elaboran Tupí y Requesón.
El Cuitora es un queso azul, elaborado con leche cruda de vaca, de pasta semi-blanda, y coagulación enzimática. No se prensa y el cuarto día, después del salarlo, se pincha para abrir canales de aire y así permitir que el oxigeno penetre en el interior del queso. Esto ayuda al crecimiento y la proliferación en toda la pasta del queso del moho, y así lograr las vetas tan características de los quesos azules.
El queso no tiene una corteza propiamente, pero sí presenta una parte exterior enmohecida, y llena de surcos. La pasta de color blanco amarillento es blanda y ligeramente húmeda, en la que destacan algunas vetas azules provocadas por las esporas de penicillium roqueforti que le confiere un aspecto fácilmente identificable como queso azul, aunque en la pieza que adquirí, no eran muy abundantes.
En boca despliega un sabor que es más suave en las partes de la pasta sin vetas de moho, por lo que el punto de equilibrio de la salinidad en el paladar está especialmente bien logrado, dando como resultado global un queso azul, no muy picante ni de aroma fuerte, es mucho más sutil que eso, es un queso apto para todos los públicos.
La pieza hace unos dos kilos y la maduración es de un mínimo de 90 días.
En nombre del queso hace referencia a la “Font Cuitora” (Fuente Cocedora) no muy lejana a la quesería y que es uno de los lugares más populares para hacer paseos cortos. Sus aguas gozan de una gran reputación e incluso su nombre deriva de las su excelencia para cocer. A su alrededor hay unos álamos excepcionales, con sus grandes cepas recargadas, declarados de interés comarcal en 1995.
Como siempre, es aconsejable llevar el queso a la temperatura ambiente antes de disfrutar para obtener toda la gama de sabores que nos puede ofrecer este queso.
Se recomienda su uso desmenuzado en ensaladas o simplemente solo con un buen pan crujiente endulzado con frutas frescas (peras o manzanas) o productos incluso más dulces como mermeladas o miel, también será fantástico en cocina para elaborar cualquier variante de salsa de queso azul. El emparejamiento tradicional del queso azul es un buen vino dulce, en este caso podemos usar un rosado semidulce.
Este queso lo podéis encontrar en el Mercado Municipal de La Masuca de Igualada, concretamente en la Xarcuteria Maria Assumpcio.

No hay comentarios: