Jun 8, 2021

Boujee Bleu

Leche: Vaca, oveja y cabra
Tipo: Pasta semiblanda, azul, sin corteza
Denominación de Origen: No
Materia grasa: No definido
Maduración: 2 meses
Aspereza: Media
Vino: Château Violet-Lamothe (D.O. Sauternes)
País de origen: Estados Unidos
Región: Nueva York

Queso elaborado por la Old Chatham Creamery quesería ubicada en Groton, un pueblo cerca de los Lagos Finger, en el estado estadounidense de Nueva York.
Muchos amantes del queso conocen la Old Chatham Creamery, pionera en la producción de queso de oveja en Estados Unidos (bajo el nombre de Old Chatham Sheepherding Company). La quesería creó sus primeros quesos a mediados de la década de 1990 y pronto tuvo éxito con ofertas como el Nancy’s Hudson Valley Camembert y el Ewe’s Blue. Tras veinte años, los fundadores Tom y Nancy Clark estaban dispuestos a vender. Afortunadamente, en 2014 aparecieron los compradores perfectos. David Galton es un profesor jubilado de ciencias animales de Cornell que, con su esposa, Sally, cría vacas lecheras, ovejas y cabras cerca de los lagos Finger de Nueva York. Trasladaron allí las ovejas de Old Chatham y los Galton construyeron una planta más grande cerca de sus animales para hacer crecer el negocio de queso y yogur de Old Chatham. El Boujee Bleu forma parte de una nueva colección de quesos de tres leches de esta quesería de vanguardia.
El Boujee Bleu tiene un 70% de leche de vaca y el resto se reparte entre leche de oveja y de cabra todas ellas pasteurizadas. La mezcla de leches es habitual en algunas regiones queseras de Europa y una práctica cada vez más extendida en los Estados Unidos, en parte porque permite al quesero estirar un suministro relativamente pequeño de la preciada leche de oveja. Pero, al igual que un enólogo que mezcla variedades de uva, un quesero con talento también puede considerar la mezcla como una forma de añadir complejidad.
Podría creerse que el Boujee Bleu tenía más leche de oveja y de cabra de lo que en realidad tiene. Huele y sabe como un Roquefort joven y suave, no como un Stilton tostado y con nueces, y tiene el tono blanquecino que se asocia con el queso de cabra. Es firme pero cremoso, con un aroma a suero de leche y un sabor rico, profundo y equilibrado. No es especiado ni picante, las cualidades que alejan a algunas personas del azul. En su interior posee una pasta blanca lechosa con vetas azules y verdes, este indulgente azul de tres leches tiene sorprendentes notas de mantequilla y jarabe de arce, y maíz caramelizado dulce y salado. La rueda de un kilo no tiene corteza, como el Roquefort, y se vende envuelto en papel de aluminio; se libera a los dos meses.
Boujee es la palabra en el argot del hip-hop para describir algo “lujoso en su estilo de vida pero humilde en su carácter”. El hip-hop es una cultura originada en el sur del Bronx y Harlem, en la ciudad de Nueva York por afroamericanos y latinoamericanos durante la década de los 1970.
Este es un gran queso para una tabla de quesos con su miel favorita o mermelada, pero no te decepcionará en cualquier otra combinación… untado en una rebanada de pan rústico, desmenuzado sobre ensaladas, para enriquecer una sopa de verduras, o incluso fundido sobre macarrones con queso.
Pruebe el Boujee Blue con vinos dulces, de maduración tardía a ser posible de Sauternes, que es el socio natural del queso azul. Otras alternativas de maridaje son : cerveza negra, Oporto, Madeira, Jerez dulce, Riesling dulce o Amarone della Valpolicella.
Fuentes consultadas: Planet Cheese (Janet Fletcher)

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos