May 29, 2021

Fusette blanche

Leche: Cabra
Tipo: Pasta semiblanda, corteza natural, con o sin carbón
Denominación de Origen: No
Materia grasa: 45%
Maduración: 3 semanas
Aspereza: Suave
Vino: Saget La Perrière Megalithe (D.O. Pouilly-Fumé)
País de origen: Francia
Región: Deux-Sèvres (Nueva Aquitania)

Este queso lo elabora la Fromagerie Johnny Blanc ubicada en Parthenay una población francesa, en el departamento de Deux-Sèvres.
Porque las estaciones son importantes. Incluso para el queso de cabra… ¡Pues sí! Situado en Parthenay, en el país de Gâtine, en Nueva Aquitania, Johnny Blanc elabora queso de cabra. Pero no de cualquier manera.
Johnny, de hecho trabaja de forma artesanal. Desde la selección de la leche hasta su transformación en cuajada, desde la maduración hasta la ceniza y la entrega, trabajar con queso requiere un verdadero conocimiento, que evoluciona con las estaciones. Con relación a lo que comen las cabras y por lo tanto al ritmo de la naturaleza todo esto…
Johnny, empezó hace mucho tiempo con dos cabras en la parte trasera del jardín de sus padres. Y poco a poco fue construyendo su granja y sus queserías, actualmente dirige 3 queserías que se abastecen cada mañana de leche fresca. Y hoy, para asegurar toda la producción, Johnny cuenta con sus nueve productores de leche locales. Porque su especialidad es el queso de cabra elaborado con leche cruda. Y quien dice leche cruda dice leche recién ordeñada, así que por supuesto han de ser productores locales. Todos ellos están situados a menos de 30 km de la quesería. Así, la leche se recoge cada mañana y la transformación se asegura cada día.
Doce personas se dedican a la producción de más de 60 quesos, todos ellos de cabra de pasta blanda con corteza natural, madurados, frescos, aromatizados, prensados sin cocer o de pasta blanda con corteza florida o cubierta de ceniza.
La Fusette blanche es un tronco de queso de leche cruda de cabra, blanco con una pasta suave. Cremoso. Presenta una fina corteza natural que puede estar o no cubierta de ceniza, que protege en su interior una pasta blanca, densa y friable con un delicioso sabor salado, cítrico y ligeramente ácido y un exquisito y persistente regusto a frutos secos y un final caprino completo y ligeramente picante al final.
El queso se comercializa con forma de tronco y un peso de 180 g.
El Fusette blanche puede servirse cortado en rodajas finas, sobre pan crujiente y ligeramente gratinado. Es ideal en ensaladas, con nueces, alcaparras o finas hierbas y vinagreta, sobre una pizza o sin corteza fundido en salsas para pasta y verduras. Su sabor no suele potenciarse con el calor. Acompáñelo de un fresco Sauvignon Blanc.

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos