Jul 25, 2020

Hercule

Leche: Cabra, oveja
Tipo: Pasta semi-dura, prensada, cocida, corteza natural
Denominación de Origen: No
Materia grasa: 40%
Maduración: De 3 a 12 meses
Aspereza: Suave a media
Vino: Art de Vivre (D.O. Clairette du Languedoc Adissan)
País de origen: Francia
Región: Bearne, Pirineos Atlánticos (Nueva Aquitania)

Hércules dijo estas pocas palabras de despedida: “Para que tu nombre, mi querida Pyrene, sea preservado para siempre por los hombres que habitarán esta tierra, estas montañas en las que duermes por la eternidad, en adelante se llamarán: Los Pirineos”…
Hoy Hércules es una leyenda de los Pirineos… ¡y un queso de montaña!
Este queso proviene de una tradición quesera muy antigua, donde el pastor que poseía ovejas siempre tenía entre su rebaño algunas cabras. Los pastores creían que, en caso de enfermedad, sólo se verían afectadas las cabras.
Para la fabricación de quesos, éstos utilizaban toda la leche que poseían y, por tanto, mezclaban las leches de los diferentes animales. Fue entonces cuando se produjo el nacimiento de los quesos mixtos de oveja y cabra.
Hoy en día, sabemos que estas creencias eran sólo imaginarias y que el resultado de la mezcla de estas dos leches es fuente de perfumes y de quesos de excelente calidad, como este.
El Hercule es un queso mezcla de leche cruda de cabra pirenaica (50%) y oveja merina (50%), elaborado en el Pirineo francés, siendo uno de los pocos quesos de mezcla franceses que existen. El periodo mínimo de maduración es de 3 meses, llevándose a cabo en cuevas de la propia montaña, donde se reúnen las condiciones optimas de humedad, aire y temperatura para la evolución de este queso.
Este queso en concreto lo elabora la quesería Matocq, una quesería que desde 1950 fabrica, refina y comercializa sus productos en la más pura tradición. Todo comenzó cuando Jean Matocq construyó los primeros hâloirs (cámaras o cavas de maduración) en su antigua granja bearnesa para afinar los quesos fermiers (quesos de granja) y venderlos en los mercados de los alrededores. Más tarde, se creará una pequeña lechería o se desarrollarán todas las especialidades.
Actualmente, la quesería Matocq ofrece una gama completa de quesos de los Pirineos fabricados en el alto Béarn y en el corazón del País Vasco. La maduración, continúa haciéndose en las bodegas de la quesería Matocq en Asson una comuna francesa, situada dentro del departamento de los Pirineos Atlánticos, a los pies del Col du Soulor y respetando las tradiciones ancestrales.
El Hercule es un queso de pasta semi-dura, prensada, cocida. Su corteza fina marrón y anaranjada envuelve una pasta clara y suave que ofrece los sabores de un feliz maridaje: la delicadeza de la dulce leche de oveja y los aromas más ácidos típicos de la leche de cabra. Esta combinación proporciona un sabor sutil y afrutado, de una gran riqueza aromática que contiene aromas de frutos secos (avellanas). Textura mantecosa, fina y lisa, persistente en paladar.
El queso se debe comer a temperatura ambiente. Dejándolo al menos una hora fuera del frigorífico antes de degustarlo.
Para revelar toda la finura y el equilibrio de este queso, puede degustarlo con mermelada de cerezas negras, algunos higos frescos bien maduros o un poco de pasta de membrillo.
¡Un vino blanco seco de Languedoc Rosellón como un Clairette de Languedoc Adissan o incluso un Minervois blanco también serán una muy buena compañía!

Foto: L’Affineur de fromage

Mundoquesos