Jun 1, 2021

Le Carré Corse

Leche: Oveja
Tipo: Pasta blanda con corteza lavada
Denominación de Origen: No
Materia grasa: 38%
Maduración: De 6 a 8 semanas
Aspereza: Fuerte
Vino: Clos Lapeyre Blanc Sec (D.O. Jurançon)
País de origen: Francia
Región: Córcega

El Carré Corse es un queso de leche de oveja, de corteza lavada y pasta blanda, elaborado en el norte de la isla de Córcega, cerca de Furiani, por los hermanos Paul y Mickael Germain de la Fromagerie Germain Freres, el Carré Corse es uno de los quesos corsos más famosos.
Se produce a partir de la leche cruda del animal y se madura entre 6 y 8 semanas. De sabor fuerte, tiene un olor franco, típico de los quesos de la región.
Muy madurado, el Carré Corse revela bajo su corteza amarilla y pegajosa una pasta suave y fundente, que puede acentuarse si se prolonga la maduración.
Este queso de leche de oveja será muy apreciado por los amantes del queso que busquen sabores potentes.
El Carré Corse presenta una textura suave y cremosa, que avanzada la maduración, puede llegar a ser untuosa en los bordes cercanos a la corteza, donde se comienza a producir una proteólisis que resulta en una cremosidad que contrasta con el corazón del queso, donde la pasta se mantiene algo más compacta y densa.
Este queso desarrolla un fuerte y apestoso aroma, que puede llegar a asustarnos, pero no nos dejemos amedrentar, porque una vez en la boca desaparece, transformándose en sutiles sabores de leche de oveja, que se afirman con la maduración.
La corteza es bastante pegajosa y tiene un sabor muy fuerte en comparación con la suave cremosidad del interior. Es una decisión difícil comer o no la corteza, una forma u otra nos proporcionan diferentes sensaciones. Si decide no comerla, sentirá en boca una textura muy sedosa suave y cremosa o por el contrario, si la come, a esa suavidad se le añadirán notas saladas y crujientes consiguiendo un resultado global más fuerte. Por supuesto la elección es solo suya. Yo siempre aconsejo probar un poco de queso de las dos formas y terminarlo como más le haya gustado, que en mi caso siempre es con la corteza, porque ella también es parte del queso, y este está pensado y diseñado como todo un conjunto indisoluble.
Se comercializa en formato cuadrado con un peso de 450 g.
Se trata de un queso estacional que se encuentra en su punto optimo de Primavera, a Otoño.
Para degustar toda la riqueza de sabores se recomienda el consumo a temperatura ambiente, llevado a este punto es perfecto como queso de mesa acompañado de Higos, ciruelas pasas secas, pan negro, pan de nueces. Excelente untado en una crujiente rebanada de pan o fundido sobre verduras y patatas cocidas al horno. Al ser el Carré Corse uno de los quesos más fuertes, le recomendamos que lo pruebe en último lugar en una tabla de quesos, acompañándolo eventualmente con pan de payés. Sólo los grandes amantes del queso lo apreciarán al final de la comida, como postre.
El maridaje en este tipo de quesos suele ser un tema difícil: Un Montravel blanco y seco (suroeste) o un Jurançon blanc Sec (suroeste) para un Carré Corse joven. Pero para uno más refinando, la sorpresa vendrá de un Pineau-des-Charentes Blanc o un Floc de Gascogne Blanc o un Coteaux du Layon (Loire) de la finca Closserons. Para los amantes de los tintos potentes, un Madiran o un cuvée Pégase 100% Malbec de Château Montfollet.

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos

Mundoquesos